Close

26 febrero, 2019

El grave problema de los blogs

Si, no todo es color de rosa a la hora de iniciar un blog independiente y alguien debe decírtelo, con tal de que entregues lo mejor de tu persona en cada palabra que fabriques.

La verdad que vengo de una época en la cual tener un blog era algo único y solo de personas que sabían de cosas muy específicas como código HTML y otros lenguajes del navegador además de usar una computadora y si tenías conección a internet o dinero para el ciber café (o corrías con la gran ventaja de una PC con Windows XP e internet en tu hogar).

En ese entonces tener un blog independiente era un VERDADERO boom, le decías a la gente “si escribo un blog” y te miraban con cara de ¿Este chico está bien? Y preguntaban qué era eso.

Por aquel entonces comencé en la plataforma de Blogger.com porque era la mas conocida (al menos en mi país).

Le comentabas más o menos qué era, le mostrabas la URL al poco tiempo tenías sin querer un nuevo lector y sin olvidar que se intercambiaban entre ambas partes también el email para hablar por MSN o Skype.

A medida que pasó el tiempo, cada vez más personas se sumaban a la tendencia, las interfaces eran mejores, y los algoritmos más eficientes por lo tanto el saber HTML pasó a segundo plano hasta llegar al punto de, con solo saber escribir es hoy en día suficiente, el resto es ver los iconos y darle a siguiente.

Las empresas

Las empresas también se sumaron a esto de mantener un blog para que sus seguidores, compradores potenciales y el público en general se entere de forma más rápida de muchas novedades (vamos hoy en día me mantengo leyendo atentamente el blog de Instagram para saber que están haciendo o que planean hacer).

Si hay mucha oferta… Pues la competencia será dura.

La verdad que a día de hoy, cualquiera puede tener un sitio y escribir en internet, compartir sus datos y demás información relevante o miscelanea.

Antes eran todo muy por escrito y la redacción era la parte fuerte de la materia, pero mientras las tecnologías fueron evolucionado los escritores también, hoy en día se crean videos, podcast e imágenes para seducir al lector, incluso existen mucho sitios destinados a enseñar a nuevas personas a hacer esto de manera rápida y simplificada como son Blogpocket, Blogger3.0 entre muchos otros.

Antes era tener que estar con una notebook pesada de aquí para allá o esperar a llegar a casa a tu computadora de escritorio, en cambio podés hacerlo desde el móvil e incluso podés hacer un vídeo y editarlo todo desde el mismo dispositivo mientras caminas por la ciudad.

Pero al haber tantos escritores y sitios, el tener algo independiente se hace cuesta arriba, porque solo empiezas a resaltar si tú contenido es verdaderamente único o atrapante, y quizás la tengas más fácil, si ya venís acarreando seguidores desde alguna red social

Por lo que el aprender sobre SEO es algo casi fundamental para poder hacerte notar, y a veces incluso realizar campañas de marketing con sistemas como Facebook Ads o Google AdWords.

Si tu lector ve que tienes muchos errores de ortografía, o que tu página tarda demasiado en cargar, o sumando que la mayor parte de las imágenes no corresponden con una calidad estándar o buena, éstos van a preferir tarde o temprano a otro escritor que haga lo mismo que vos, y con los estándares buscados

Por algo hoy en día se habla del TREND (tendencia), y volverse una nueva tendencia es a veces jugar a la ruleta rusa y sin balas.

Atraer al lector

Últimamente los métodos más convencionales para generar tráfico es crear contenido digital, ya sean videos, libros digitales o algo que al navegador digital le sirva o este buscando.

Yo mismo sigo a sitios que cada tanto regalan algún ebook o hacen algún curso/tutorial en vídeo de algo en lo que quiero crecer, porque lo descargo y lo leo mientras tránsito por la vida misma, o incluso algunos de los clientes de mi pasado les he redactado ebook con tutoriales o consejos que ellos no sabían cómo expresar.

Por lo que si vas a generar un sitio, te recomiendo ir creando desde hoy algo que ofrecer en el futuro para atraer más público, por ejemplo si escribes poesía piensa en un futuro lanzar un ebook de tus trabajos y más contenido referente ya sea de pago o gratuito, contenido al fin.

Incluso si sos dibujante deberías comenzar a pensar en un comic o cosas similares (no soy dibujando perdón).

El falso profeta o gurú

Existen cantidad de sitios, personas que venden contenido republicado o incluso sin un verdadero análisis para “convertirte en el mejor copywriter”, el mejor “community manager” y tantos otras cosas más.

Lo único que te pido desde mi lugar como escritor no pierdas el tiempo en ser uno más, si vas a publicar algo que sea algo que conozcas, que puedas enseñarlo de la A a la Z o que comentes lo que vas aprendiendo que también es válido.

O tampoco sigas a alguien que apareció de la noche a la mañana en internet y dice haber encontrado la respuesta a obtener grandes ingresos de la nada, fíjate cuáles son sus pruebas y nunca confíes en nadie, internet está plagada de gente que puede o estafarte, robarte información e incluso simplemente trollearte por diversión.

Que las estadísticas sean verificadas e incluso si tiene muchos años de trayectoria mejor, fíjate mi blog lleva ya 12 años en internet y desde el 2012 está mostrando su contenido al 100% basado en WordPress.org (la versión de código abierto), es decir que a día de hoy tengo ya 7 años de experiencia como programador y diseñador de blogs basados en este CMS, a esto que son 12 años escribiendo día tras día, poniéndome al tanto de las nuevas tendencias y actualizaciones.

Por lo que tener una carrera de tantos años creo, me acredita como generador de contenidos no experto pero si fiable.

No te estoy tirando abajo.

Si vas a escribir hoy en día un blog, prepárate porque la blogósfera es gigante, los retos son arduos y si te gustan los desafíos te invito a crear un blog hoy mismo, voy a estar escribiendo consejos para que tus herramientas el día de mañana sean las mejores.

Y si no puedo tener ese consejo te diré que expertos tienen los mejores! Para evitar caer en los falsos gurús, después de todo no soy el dios máximo de la escritura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *